Qué es un CIO y cuál es su rol

El significado de CIO es Chief Information Officer y es el ejecutivo encargado del área informática de una empresa. Su rol es definir la estrategia tecnológica y supervisar las operaciones de infraestructura, sistemas informáticos y otras tecnologías necesarias para alcanzar los objetivos de la empresa.

Chief Information Officer en español se podría traducir como “director de tecnologías de la información” o “gerente de informática”. Este es uno de los puestos ejecutivos más desafiantes en las empresas modernas: un CIO debe comprender la tecnología que está utilizando la empresa y hacia dónde se dirigen las tendencias del sector. También debe conocer la estrategia comercial de la empresa y la dinámica del mercado para asesorar a los directivos sobre las opciones de inversión en tecnología.

Debido a que las TI son complejas y, al mismo tiempo, fundamentales para las operaciones de una empresa, el CIO también debe desempeñar un papel activo en la gestión de riesgos y la seguridad para garantizar que las decisiones tecnológicas no conlleven riesgos físicos, cibernéticos o financieros. Los Chief Information Officer actuales dedican una gran cantidad de tiempo a estas cuestiones, tanto a la aplicación de la estrategia a través de las políticas como a la respuesta frente vulnerabilidades críticas e incidentes importantes.

De todos modos, el Chief Information Officer no gestiona el área de TI por sí solo. Para ello suele contar con el apoyo de un equipo de gestión, con profesionales designados para supervisar los diversos aspectos del entorno tecnológico de la empresa y las operaciones de TI. Dada la naturaleza diversa de la tecnología moderna y la complejidad que implica mantener todo funcionando, el CIO depende, en gran medida, de su equipo para la gestión de las operaciones diarias. A menudo denominado “equipo de liderazgo de TI”, este grupo de gestores dirige las actividades del personal técnico, toma decisiones de compra y alinea los recursos tecnológicos con las necesidades de la empresa.

La diferencia entre un CIO y un CTO

Algunas empresas tienen dos ejecutivos designados para supervisar los asuntos tecnológicos. Aunque pueda parecer que hacen lo mismo, los roles del Chief Information Officer (CIO) y del Chief Technology Officer (CTO) son bastante diferentes. El CIO suele centrarse en la tecnología que apoya las operaciones internas, mientras que el CTO suele ocuparse del uso de la tecnología en los productos y servicios que la empresa ofrece a sus clientes.

Sin embargo, hay dos áreas claves en las que las funciones del CIO y del CTO pueden solaparse, en las que se recomienda definir claramente las funciones de cada uno y cómo deben colaborar entre ellos. Estas áreas son el uso de la tecnología en la cadena de suministro y la tecnología que se utiliza en la relación con el cliente (ecommerce, atención al cliente, distribución, etc.).

Uso de la tecnología en la cadena de suministro

La cadena de suministro y los procesos de fabricación de la mayoría de las empresas están muy automatizados e instrumentados para que la empresa tenga un control preciso de los procesos y el flujo de materiales. Mientras que la fabricación es un proceso interno (al igual que la gestión de la cadena de suministro), las decisiones tecnológicas en este terreno pueden tener un gran impacto en la calidad y la rentabilidad de los productos que ofrece la empresa. El CTO suele participar en la toma de decisiones sobre la tecnología relacionada con la fabricación y la cadena de suministro, mientras que el CIO supervisará cómo se gestiona esta tecnología y cómo se emplea en otros procesos la información obtenida de la cadena de suministro.

Tecnología utilizada en la relación con el cliente

Al igual que con la cadena de suministro, la mayoría de las empresas aprovechan las tecnologías para modernizar la forma en que se relacionan con sus clientes. Hay que tener en cuenta que la tecnología está muy integrada tanto a la venta de productos y servicios como a la atención al cliente, y que los clientes suelen confundir su opinión sobre la calidad del producto con la que tienen sobre toda la experiencia de compra. Por este motivo, el CTO suele participar de las decisiones tecnológicas que involucran la relación con el cliente, con el fin de garantizar que la experiencia de compra sea coherente con los procesos operativos y los productos que se ofrecen. Por su parte, los Chief Information Officer se preocupan por el impacto que tienen estas mismas tecnologías en la productividad de los empleados y el uso de la información de los clientes en la toma de decisiones.

La mayoría de las empresas modernas se benefician tanto de un CIO centrado en el uso interno de la tecnología, como de un CTO independiente enfocado en la utilización de la tecnología en los productos, servicios y experiencia de los clientes. Ahora bien, estos dos ejecutivos trabajan mejor si tienen una relación sólida y colaborativa, y si comprenden dónde se solapan sus áreas de responsabilidad.

Responsabilidades del Chief Information Officer

El CIO tiene una serie diversa de responsabilidades, tanto técnicas como estratégicas. Es el puente entre el área de TI y los otros directivos de la empresa. A nivel estratégico, el CIO tiene las siguientes responsabilidades:

1. Crear valor para la empresa a través de la tecnología.

2. Dirigir el uso de los recursos informáticos para lograr los objetivos estratégicos de la empresa.

3. Garantizar que los sistemas de TI se gestionan adecuadamente para administrar el costo, el riesgo y permitir que las operaciones comerciales fluyan sin problemas.

Las responsabilidades estratégicas del CIO no difieren de las de cualquier otro ejecutivo encargado de dirigir un área empresarial interna; es decir, gestionar los recursos bajo su control para maximizar el valor. Sin embargo, la escala de dependencias que deben gestionarse en la cadena de suministro, además de la amplitud de las relaciones que deben mantenerse para que las TI estén alineadas con las otras áreas, hacen que el papel del Chief Information Officer sea diferente al de otros ejecutivos. A nivel operativo, el CIO es responsable de lo siguiente:

  • Gestionar el personal del área de informática.
  • Negociar las relaciones con los proveedores.
  • Supervisar la arquitectura de TI.
  • Definir las políticas, normas y procesos de gobernanza de las TI.
  • Gestionar el riesgo de la información.
  • Tomar decisiones sobre el gasto e inversión en TI.
  • Gestionar la capacidad y el ciclo de vida de la tecnología.
  • Comprender las tendencias tecnológicas y su aplicabilidad a los objetivos de la empresa.
  • Comunicar la gestión de incidentes importantes a los ejecutivos y otras partes interesadas.
  • Encargarse del cumplimiento de normativas gubernamentales en materia de TI (Sarbanes Oxley, GDPR, etc.).
¿Qué hace un Chief Information Officer?

No existe un CIO típico; cada rol es distinto y cada día es diferente en la vida de este ejecutivo. De hecho, además de las reuniones, conversaciones y actividades planificadas, el CIO suele desempeñar un papel clave en la gestión de incidentes graves, que ocurran tanto en los sistemas informáticos como en las operaciones internas de su área. Un CIO puede participar en algunos de estos incidentes o crisis:

En este tipo de situaciones, el papel principal del CIO es reducir su impacto, reasignar los recursos y gestionar la comunicación con los ejecutivos. Como responsable del área de TI, el CIO tiene la misión de gestionar la crisis y asegurar a todas las partes interesadas que la situación está bajo control.

¿Con quién trabaja un CIO?

En promedio, un CIO dedica el 25 % de su tiempo a trabajar con otros ejecutivos en cuestiones de estrategia corporativa y empresarial. Otro 25 %, a colaborar con otras áreas supervisando la tecnología que apoya sus procesos internos. Alrededor del 30 % de su tiempo lo emplea en trabajar con su equipo de TI, supervisando las inversiones en tecnología y las actividades de su personal. Por último, dedica el 20% restante a conversar con analistas externos, colegas de otras empresas, clientes y proveedores para comprender mejor las tendencias del sector y los nuevos desarrollos tecnológicos.

En materia de TI, el CIO es la figura principal de una empresa. Sin embargo, solo puede ser eficaz gracias al personal de apoyo de la “oficina del CIO”. Un Chief Information Officer suele contar con un pequeño equipo de profesionales experimentados que le ayudan a gestionar las distintas facetas de su rol. Los roles típicos de la oficina del CIO incluyen:

Muchos CIO también cuentan con analistas de datos para recopilar y resumir los datos en tableros e informes que sirven para comprender el rendimiento tecnológico, costos, capacidad, riesgos y otras cuestiones operativas. La toma de decisiones basada en datos es una parte fundamental de la eficacia del CIO. Los analistas de datos le permiten ver lo que está sucediendo dentro de su empresa (y de su industria), dirigiendo su atención a las áreas que necesitan mayor atención.

¿Qué habilidades debe tener un CIO eficaz?

La mayoría de los Chief Information Officer tiene una formación técnica, con un título de grado en áreas como ciencias de la computación, ingeniería informática o sistemas. Muchos también tienen títulos avanzados, como un máster en informática. Por otra parte, además de la formación técnica, la mayoría de los CIO tienen entre 20 y 30 años de experiencia en el campo de las TI, gestionando diversos aspectos de los entornos tecnológicos. Recientemente, se ha registrado un número cada vez mayor de CIO con experiencia en seguridad de la información y gestión de riesgos, lo que indica la importancia que las empresas están dando a estos temas.

Si bien el CIO debe tener suficientes conocimientos técnicos y experiencia para comprender los problemas tecnológicos actuales y los emergentes, también debe contar con sólidas habilidades de gestión y liderazgo. Las TI desempeñan un papel estratégico en las empresas modernas y, cada vez más, se considera que el CIO no solo es un líder tecnológico, sino también un líder empresarial. Las capacidades de gestión y liderazgo son habilidades blandas que diferencian a un CIO “del montón” de uno realmente exitoso, por ejemplo:

Muy pocos profesionales de la tecnología son capaces de convertirse en CIO eficaces, ya que el desarrollo de las habilidades blandas y la experiencia de liderazgo requeridas a menudo exigen que se abandonen los aspectos técnicos que los llevaron a elegir su profesión. Al mismo tiempo, muy pocos ejecutivos son capaces de comprender los aspectos técnicos de la función del CIO necesarios para gestionar eficazmente al personal tecnológico.

¿Cómo está cambiando el rol del Chief Information Officer?

En el pasado, los CIO se centraron en la gestión eficaz de la infraestructura de TI, el destino de la mayoría de las inversiones en tecnología durante los últimos 30 años. Con la proliferación de los servicios en la nube, los entornos de TI virtuales y la infraestructura escalable y segura proporcionada por proveedores externos, el papel del CIO (y de todo su equipo) está pasando de la gestión de la tecnología a la del uso de la tecnología. Tendencias como la transformación digital, la consumerización de las TI y la proliferación de tecnologías en la nube están haciendo que los CIO se conviertan en asesores empresariales más sagaces, que deben consultar a otros ejecutivos sobre la mejor manera de aplicar la tecnología en la resolución de sus problemas.

También está cambiando el rol del CIO en cuanto a las actividades internas de su área. En lugar de gestionar grandes infraestructuras y equipos de personal técnico, las empresas están cambiando a modelos de externalización (similares a los ecosistemas de la cadena de suministro), en los que el papel principal del área de TI es el de intermediario de los servicios ofrecidos por terceros. Este modelo de negocio tiene un gran impacto en el papel del CIO, ya que reduce sus actividades de gestión de personal y de activos y las sustituye por la gestión de relaciones con los proveedores y de garantía de prestación de los servicios.

Por último, el papel del CIO también está pasando de estar centrado en la tecnología a estarlo en la gestión de los activos de información. Aunque el departamento de TI siempre tuvo la doble función de gestionar la información y la tecnología, esta última ha sido su preocupación principal durante los últimos 30 años. Sin embargo, a medida que acelera la evolución de la tecnología, muchas empresas comenzaron a considerar al hardware y al software como recursos descartables y a la información como el activo duradero que crea valor estratégico. Acompañando este fenómeno, los CIO están desempeñando un papel cada vez más importante en la educación de los ejecutivos sobre la creciente importancia de la gestión de la información para poder impulsar la productividad del negocio y la diferenciación frente a la competencia.